Vistas de página en total

28.6.19

Mis Viernes : Jaque mate





Jaque mate

  -desde mis vacaciones con cariño-                                                          
                                                                  
     -"Nunca no existe. la mente no está procesada para comprender la Nada"-                     
Cierro los ojos, y recuerdo, cuando hace tiempo, regresaba a mi ciudad. Amanecía y ya veía recortarse la silueta de las casas, de sus bóvedas, y de loa


s altos minaretes que como dedos señalan Al-lha.
Se perfilaban los colores de mi Mediterráneo; ese azul que va del Bósforo a Cádiz, sobre blancos que dañan la vista, el de los almendros ahora en flor.
Me cruzo en mi navegar con Odiseus; me saluda harto de luchas, de Circes, Sirenas y Polifemos. Le espera el calor del lecho, el beso suave y el dulce sueño de Penélope ese es su premio.
Y mi premio…?
Voy a recogerle:  Entregaré mi alma, según lo pactado
                       -"La ausencia, sólo es la NO presencia del cuerpo"-
Un mes antes, Simbad, navegaba con su Princesa de lunas y estrellas, camino al puerto de Siracusa.
Simplemente ocurrió. No me pregunteis cómo?
Mi princesa, desapareció de mi barco.
Grité, maldije, busqué en bodega y me lancé al agua hasta que mis oidos y pulmones casi revientan. Ascendí derrotado
¿Cómo me pudo pasar…? qué estúpido…
Entonces fué cuando le ví levantarse desde las aguas y llegar hasta las nubes
La tormenta de su voz , como truenos me dijo:
-La tengo….tengo a tu Princesa
Atónito contesté : ¿Qué dices…no entiendo…?
-Qué me darás por su entrega viva ? atronó el gigantesco Señor de las Aguas
Lo qué me pidas, oro    mi barco… mi hacienda,    mi vida..
-Tú alma …?
Sí, mi alma contra su vida.
-En un mes, en la ciudad de Bagdad allí haremos el intercambio.
Y con la misma presteza que apareció, fue tragado por las aguas…que entraron en calma chicha, como mi persona. Parecía un sueño, pero mi princesa, no estaba                   
                 -"No hay en mi mente un Arco Iris sin tu azul, es impensable"-
Y Bagdad me envolvió, con sus gritos, con sus cantos, sus mercadillos. El olor a hierbabuna, a especias, a clavo, a menta me envovían, como sus colores violentos .
Al fondo el lugar del encuentro. Cercano al muelle, cercano al faro, cercano al puerto, según lo pactado.
Era la hora justa en la que el sol no hace sombras. Simplemente la intuí
No me moví, ni parpadée. Sin verla supe de la ropa que llevaba, del perfume que me embriaga, y  la sonrisa que engalana esos ojos de largas pestañas.
Simbaaaaaaad…!!!!!!.  escuché. Era mi princesa de lunas y estrellas.
Un anciano se me acercó, vestía vetusta túnica y olía a muerte.
-" CUMPLE….Dame tu alma"-!!!!
Sentí un frio que congelaba mi cuerpo, su aliento fétido, salía por todos los poros de su piel
Sentí que por mis ojos y por mi boca algo vital se me escapaba.
Caí exhausto, al suelo
Mi princesa se me acercó y con su vestido limpió mis labios que sangraban, y con sus lágrimas lavó mis ojos llenos de tierra.
                              -"Hay un desorden perfectamente ordenado"-
El anciano vetusto, intentó dar el tirón final de mi alma, mientras mi cuerpo inerte, como
pellejo vacío del Juicio Final se debatía entre la innanición o la entrega.
Un último rayo vital, quizás el hálito de alma que aún quedaba en mí, me hizo reaccionar.    
De mis labios salió las palabras: TE RETO.
El Señor de las Aguas soltó una carcajada que tronaron los cielos.
                             -"Siempre hay esperanza cuando hay tesón"-
El escenario había cambiado por completo. Estábamos solos en una solitaria playa.
El Señor de las Aguas me dijo: Sales tú, yo como siempre llevo las negras.
Esta vez, La Peste no cabalgaba, ni yo regresaba de cruzada alguna.
Se trataba de luchar para conseguir mi alma. El premio: mi princesa .
Tú sólo eres la voluntad de Dios, dije adelantando mi peón reina dos cuadros.
¿Tu Dios ? ¿Qué Dios dices, el que te ha abandonado? mientras movía peón de caballo reina un cuadro adelante.
Tu existencia sólo es comprensible desde la Vida, sin élla no existirías, le dije con firmeza, mientras adelantaba mi alfil en clara posición de ataque.
-Jajajajaja Tu Dios ha permitido que perdieras tu alma. Me vas a ganar con ese alfil..? jajajaja, mientras adelantaba su caballo defendiendo el peón de reina avanzado.                
¿Qué harás con un alma que jamás ganarás ,como la mía? aseguré rotundamente, mientras era yo el que reía ahora. Moví  mi reina estratégicamente.
Mi seguridad le desconcertó. Amenazas a la misma Muerte?. Adelantando imprudentemente el peón que defendía su reina.
Dios te creó como testimonio de la Vida. Cuando te lleves mi cuerpo, mi alma regresará con el Hacedor, eso tenlo por seguro…!!!!!. 
Estaba furioso, lleno de ira.
Se levantó de la mesa y comenzó inquieto a dar vueltas, hablando consigo mismo,en idiomas ininteligibles.
Se giró y señalándome me dijo: Te concedí la vida de tu princesa a cambio de tu alma. Tu alma me pertenece.
-Te rajas?, le dije, y solté una carcajada jajajajaja ( estaba completamente seguro que podía vencerle)
Jajajaja soltó su aterradora risa, Ciego de soberbia y maldiciendo, movió el otro caballo en actitud de ataque a mis filas. Era su último error, el definitivo.
           -Contra más grande sea la tormenta mas brillará después el sol-
De nuevo, cambio de escenario. Ahora la partida trascurría en Bagdad, cerca del faro, cerca del puerto, cerca del muelle.
Mi princesa de lunas y estrallas me sonreía.
Adelanté mi reina lentamente hasta su peón indefenso y le dije: JAQUE MATE.
Hoy, varios años después que ésto sucediera, Princesa, esta embarazada de nuevo, y tendremos una hermosa hija que se llamará como el mes en que nacerá Abril, Ahora Marzo, su hermano llega corriendo para que juegue con él al escondite.
Y colorín colorado, este cuento se ha acabado

21.6.19

Mis Viernes: La Furia de Aquiles




   
"Aquiles sosteniendo el cuerpo de Patroclo"

 Loggia dei Lanzi 
Desde  el primer momento que Patroclo y Aquiles, se conocieron fueron algo más que amigos …
                                               ….
                             
Tres veces atacó furioso Patroclo a los troyanos, dando terribles voces.
Tres veces mató nueve hombres y cuando ya rayaba la leyenda, atacó por cuarta vez las huestes de su enemigo, aterrorizados al ver el casco, la armadura del temible Aquiles.
Apolo no podía permitirlo e intervino, envió un rayo de sol que deslumbró sus ojos en pleno fragor.
El dios Febo (Apolo) se escondió rápido con un áspid entre las nubes. Su labor aún no estaba terminada. De un golpe desde detrás en los anchos hombros, y ya en el suelo Febo le quitó el yelmo, que rodó con estrépito hasta los pies de los caballos.
Y el penacho se manchó de sangre
Jamás había rodado el casco de Aquiles por el polvo.

Cuando vieron muerto a Patroclo
que era tan valeroso, y fuerte, y joven
Los caballos de Aquiles comenzaron a llorar
sus naturalezas inmortales se indignaban
por esta obra de la muerte que contemplaban.
 
Sacudían sus cabezas y agitaban sus largas crines
golpeaban la tierra con sus patas y
lloraban a Patroclo
al que sentían inanimado-destruído-
una carne ahora mísera -su espíritu desaparecido-
indefenso-sin aliento-
devuelto desde la vida a la gran Nada.
 
Las lágrimas vió Zeus de los inmortales
caballos y apenóse. 
 
En las bodas de Peleo
"dijo" no debí así irreflexivamente actuar;
mejor que no os hubiéramos dado caballos míos
desdichados
que buscábais allí abajo
entre la misera humanidad que es juego del destino.
A vosostros que no la muerte acecha, ni la vejez
efímeras desgracias os atormentan
En sus padecimientos mezclaron los humanos
Pero sus lágrimas 
seguían derramando los dos nobles animales
por la desgracia sin fin de la muerte  
                                                                    
                                     
                              ( Constantino Kavafis)
                                                           "Canta, oh Musa, la cólera de AQUILES "
  
Aquiles llora la muerte de su íntimo compañero. Su madre  Tetis consuela al su aflijido hijo para que Hefesto (Vulcano) le frague una nueva armadura y su escudo, que supla los arrebatados por Héctor.
¡ Maldita sea tu vida Héctor. Hoy morirás .! ¡Abre bien tus ojos , apura los últimos rayos de luz, por que desde hoy vivirás en los infiernos ! proclama Aquiles ante las invencibles murallas de Troya, construídas por el mismísimo Neptuno.
Zeus se amedranta de la furia de Aquiles, y envía a los dioses al acontecimiento
Aquiles persigue a Héctor y clava su letal cuchillo en la garganta de su enemigo.
No hay piedad para el que arrebató la vida de su amado Patroclo.  Aquiles se siente inconsolable y su venganza le lleva a atar a su carro el cadáver, arrastrándole dando cuatro vueltas a las murallas de Troya.
Príamo lo contempla impotente y llora . El anciano sobrevive a su propio hijo y nada le consuela.  Después tras el pago del rescate , el cuerpo de Héctor es dado sepultura en su ciudad
La caída de Troya, es sólo cuestión de tiempo, aunque como se le había vaticinado Aquiles no pueda verlo.

14.6.19

Mis Viernes: Sirena y yo


Sirena 
Puntillismo tinta china  y pastel


Aquella noche del encuentro, aquella noche de luna llena, ella era la nostalgia en persona.



Siguió contándome

Todo empezó hace cientos de años
Llegamos de las profundidades hacia las agua cálidas de la superficie, los primeros hombres que nos vieron se asustaron.
Descendimos varios metros y esperamos que los humanos se marcharan, pero estaban ahí
esperándonos con sus arpones prestos para clavarse en nuestras carnes

Comenzamos a cantar
Nuestras canciones les embelesaban, uno a uno se fueron echando al mar, descendiendo como fardos, hasta los más profundo, donde sus pulmones reventaron como vejigas de cerdo, evadiendo centenares de burbujas bañadas en sangre.

¿ Te asusto Rodolfo ?
Un poco, me asusta más que en verdad existáis cuando siempre pensé que erais leyenda

Su carne rosada, su cuerpo cubierto de escamas, brillaban a la luz de la luna .
Lisette, que así se llamaba, prosiguió contándome la historia de su pueblo.

Cuando estuvimos seguras que ya no quedaba pescador alguno, salieron a la superficie
¿Ves esa pequeña isla Rodolfo ?
Si, la veo
Allí nos dirigimos nadando, Al salir a la superficie, perdimos nuestra aleta caudal, y dos miembros inferiores como vosotros los humanos renovaron nuestro cuerpo.
Nos dirigimos al poblado, apenas ocho casas humildes
Las mujeres nos acogieron bien. Contamos que sus maridos habían sido atacados por terribles peces y todos habían muerto.

Las mujeres guardaron luto el resto de su vida, nosotras nos hicimos cargo de su subsistencia, pescábamos para ellas y nos llamaban las mujeres extrañas, ya que nos alimentáramos de pescado crudo

Nuestras casas se fueron transformando
Nuestros cuerpos desprenden mucha humedad, y pronto las paredes se cubrieron de líquenes y musgo.
Las mujeres humanas terminaron muriendo una a una

Y nosotras nos quedamos a vivir allí, solas, sin varón alguno
y es en las noches de luna llena, como ésta que salimos a aparearnos con humanos
Perdemos nuestra aleta caudal y nos entregamos sin límite a los juegos amorosos.

Rodolfo, ¿ vendrás conmigo a las profundidades del mar para ...ya sabes ?
Lisette hija de Lisette nieta de Lisette, eres el ser más maravilloso y sincero con el que me he cruzado
Nunca pensé que sería capaz de hacer, de rechazar un encuentro contigo

Tengo miedo Lis, miedo de no regresar si voy contigo, de perder mi vida, de sentirme utilizado de alguna manera
Ve, Lis siempre estarás muy cerca de mí

Lisette se incorporó y al fin me dio su primer y único beso
Estuve a punto de perder mi serenidad e irme con ella, pasara lo que pasara
Pero antes que me diera cuenta había desaparecido
Del fondo de las aguas sonó una canción, fascinante

Su voz me embelesaba de tal manera, que escribí rápidamente este relato
y lo introduje en una botella para ser leído por " alguien" y después la arrojé al mar

Antes que pudiera arrepentirme de nuevo me tiré a lo más profundo del mar, siguiendo el sonido de su canción... a su encuentro.

...

Adoro cantare di notte con il suono del mare. Io canto di notte con il suono del mare, parlo alla luna per capire il mistero di una storia d'amore. E ti sento più forte nelle notti d'estate, sento le tue parole come piccoli fuochi accesi nel profondo del mio cuore.
Nella mia vita suona una musica.

7.6.19

Mis Viernes: Derviches





DERVICHES  

  
Desde lo alto del minarete, cantaba el Almoacin  invitando a la oración:
¡ A-Sha-Al   maleek
A-Sha-Al   maleek
Sa-Mi-yan-ma-qa   Mu-hu
Kha-fi-qa-tin   fil   ma-ali
a-lam   m-hu ! 


Mi mente y la tuya, estaba en la imagen sincopática de los danzantes Derviches y su ritual Sema
"Sólo hay un Dios único " .



Ellos buscan tan sólo el amor universal
¿ La escena recuerdas ?: En el Dublín de Ulises
Mi mano entre las tuyas: formando parte de la mística que impregnaba el escenario y a todos los espectadores. Absortos en los círculos que trazaban, como si fueran planetas girando en torno a un sol imaginario.
Aquellos vestidos blancos , cubiertos por capas negras, y tocados por altos gorros de fieltro en color rojo intenso.
Los Derviches avanzan, dan las tres vueltas a la sala : los tres caminos que llevan a Dios
El camino de la ciencia
El camino de la intuición
Y el camino del Amor.
Extasiados participando todos en comunión , en alma, plenos. Varios seres que unidos  dan vida a una sola armonía. 
Caen sus capas, y aparecen limpios, blancos puros, como las almas puras que son
Elevan su mano derecha al cielo, sin parar de girar, para recoger la Gracia que viene de Dios; mientras su mano izquierda señala la tierra, para hacerla extensible a todo el mundo.  Así la comparten con nosotros, silentes espectadores que en ese momento compartimos el alma con ellos, dando vueltas en la pista.
Cada vez sus giros son más mágicos, más rápidos, al compás de la flauta de caña, del neis…mientras la sala, y sobre todo ellos están es éxtasis divino, en comunión con la Realidad Suprema.

In a noter life whit you.

Os contaré una historia: Tomad asiento

¡¡ Merhaba, günaydin !!

Mi nombre es Satelmüch, antes me llamé Piri Mehmed Pazha, 
y más tarde me llamaré Simbad

Antes que se me nuble la mente os dejo mis reflejos en otro tiempo anterior 
Viví en la Anatolia, " tierra de los bellos caballos", cuando Nevsehir, fue favorecido por su hijo predilecto, el Gran Visir Ibrahim Pacha

Ambos fuimos amigos de infancia, Ibrahim  fue hombre de gran prudencia que pasó de esclavo a halconero del futuro Suleman el Magnífico, llegándole a otorgar todo el poder del mundo
Mi amigo nunca se olvidó de nuestra ciudad, que enriqueció con mezquitas, madrasas y sembró la región de moreras

Yo me convertí gracias a su influencia en el más próspero cultivador se gusanos de seda , haciendo de mi ciudad centro de tan preciada tela en el imperio otomano
Pero yo no era feliz
Mi amigo lejos en Constantinopla , y mi vida solitaria repleta de oro con el que no podía comprar la felicidad de la que carecía

Fue como ahora, primera decena del mes de Haziran y estábamos en la fase lunar de Dolunay , cuando vi como un rayo de luna abría paso entre las nubes y junto al estanque de lotos proyectó la imagen de una joven mujer, que ante mi estupor, fue materializándose

Cómo te llamas la pregunté
Ayın dünyaya (Nacida de la Luna) me contestó
A partir de ese momento mi vida tuvo sentido. Ayın dünyaya comenzó a hablarme de RUMI, y de su filosofía, de Mevlana,
poeta y místico,que pensaba que todas las religiones buscan el mismo objetivo que es encontrar a Dios. Sólo hay un Dios único para todas las religiones

Ayın dünyaya una noche tras yacer juntos , disfrutando de la paz del momento se incorporó, comenzó a danzar trazando círculos en pleno éxtasis místico, Ayın dünyaya era Derviche

Los Derviches saben que que la música, la poesía y la danza son el camino que lleva a Dios, desde la destrucción de la personalidad propia para asumir una nueva a semejanza de Dios
Ayın dünyaya me enseñó "Sama" ese viaje místico de ascensión a través de la mente y el Amor, mediante el Ser Perfecto

Ahora ambos danzamos juntos, en cualquier tiempo en que nos encontremos, Dublin, Tetuán, Cracovia, Tánger...

Estamos vestidos con túnicas blancas cubiertas por capas negras y tocados con altos gorros de fieltro rojo
Lentamente damos tres vueltas a la sala; tres vueltas que simbolizan las tres etapas que llevan a Dios: 
el camino de la Ciencia, 
el camino de la Intuición 
y el camino del Amor. 
Luego, dejamos caer las capas negras, símbolos de la tumba, aparecemos luminosamente blancos y nos poneos lentamente a girar, con la mano derecha elevada hacia el cielo para recibir la gracia y la mano izquierda vuelta hacia la tierra para transmitir esa gracia al mundo. 
Giramos cada vez más rápidamente al compás purísimo del ney, la flauta de caña que transmite, a quien sepa oírla, los misterios divinos
Todo nuestro ser está abandonado y al mismo tiempo tenso en éxtasis místico, la unión con la Realidad suprema
Esa realidad a la que me llevaste, en la que te encuentro dentro o fuera del tiempo