Vistas de página en total

14.9.18

Los viernes de la II época: - El Sueño de Ur -

" El sueño de Ur "
Tintas -sin terminar-









Os contare algo… algo que me dejo seriamente preocupado este
sábado pasado…Leia el suplemento dominical de un diario; una noticia me dejo, pensativo primero… luego muy interesado
Este lunes día 17  se inaugura en Madrid una exposición sobre el Reino de Saba
Al texto más o menos científico acompañaba fotos de alguno de los
objetos….vasijas, incensarios fíbulas y dioses lares.  Me quede especialmente mirando uno de ellos. me resultaba…conocido…como si, formara parte de mi esencia

Cerré los ojos, recline la cabeza, y…un torbellino de escenas comenzaron a aparecer en mi mente…
5000 años atrás UR, entre los ríos Tigris y Eúfrates, en la Mesopotamia asiática.
Ciudad estado, de gran poder. Hasta ella llegaban largas caravanas del Asia profunda, con telas, sedas, brocados, especias, jades y turquesas. A Ur las caravanas de la misteriosa Africa, con sus cargas de maderas, oro y bellos esclavos nubios de brillante piel oscura

Ciudad sagrada, posiblemente allí situó la Biblia al Paraíso terrenal, con sus 7 grandes ríos.
De Ur, era Abraham… padre de las tres grandes religiones monoteístas.
Todo era perfecto tras las fuertes murallas de la ciudad…en ella vivía feliz, Oflodor, su casa, situada cerca de el zigurat mas alto, el dedicado al dios Baal. Las tertulias nocturnas era, animadas, se hablaba de, trigonometría, de astronomía de agricultura y del zodiaco.-

Esa tarde, las trompetas de las torres defensivas sonaron, no lo hacían si no era para anunciar una catástrofe y no era la época de lluvias.

Desde su atalaya, tras la celosía madera  la reina de Saba contemplaba a lo lejos la polvareda
Un adelantado la había llevado la buena nueva. 3 horas más tarde, y por el pórtico de la victoria, la larga comitiva entraba en la ciudad, bajo una lluvia de pétalos de flores y ramas de olivo. Eran  los vítores y la alegría de los vencedores, eran el recibimiento que la ciudad daba a sus vencedores ... suponía riqueza para todos
La larga caravana con el botín: especias, sedas, oro, y su mayor
tesoro: esclavos encadenados que, mañana mismo seria vendidos en subasta
pública en la plaza de la ciudad La reina de Saba decidió ir a la subasta.
Ese día salió de su baño de leche de camella y se hizo vestir de sedas por sus esclavas
El suave siseo de las sedas sobre su sensual cuerpo, excitaba sobremanera hasta a los eunucos de su guardia.
Se hizo llevar en palanquín a la plaza, sus súbditos bajaban la cabeza a su paso, una mala mirada podía suponer la perdida de su cabeza. Era un dios vivo.
Tomo el mejor sitio en la plaza, y paso revista visual a los esclavos mas cercanos 
Algo sucedió:
Sus ojos se cruzaron con la mirada de Oflodor  que desafiante aguanto su mirada 
Y ella se estremeció, percibió algo jamás sentido, se sintió desnuda ante aquellos
ojos y sintió como manos invisibles calmaban la sed que su cuerpo sentía
Un Euro pujó la Reina de Saba por ese esclavo. Nadie subió la puja
Tres días y dos noches necesito Oflodor para recuperarse, para alimentarse y lavar su cuerpo del polvo del camino
Esa noche fue conducido hasta las habitaciones de la Reina, y una vez solos los dos ella le dijo."ERES LIBRE"
Oflodor contesto:  "Mi Reina ya jamás seré libre tras haberos conocido". Un viento dulce y fresco con olores de jazmín y hierbabuena invadió la habitación de los amantes. Apenas el murmullo de un cercano surtidor de agua, callaba los gemidos y suspiros de ambos
Siete días con sus siete noches en abrazo íntimo, completo sin respiro alguno ni para alimentarse
Tanto se entrego Oflodor a la Reina, que falleció exhausto  en sus brazo. No sin antes prometerla estar siempre junto a ella. Antes del último suspiro su espíritu se atomizó e impregnó…todos y cada uno de los objetos que en la habitación había.

DICE LA LEYENDA, que 5000 años mas tarde, en otras tierras, una bella mujer, de sonrisa sincera podría, si roza..o besa alguno de los objetos que contienen el espíritu de Oflodor reencarnarse de nuevo en algún mortal 

1 comentario:

  1. Qué bonita leyenda !!
    Pues sí que se enamoró el esclavo de la reina de Saba(aunque sólo diera por él un euro)
    Eso es como el sueño de una noche de verano.En este caso,duró una semana,pero...ya fué un record!
    Besucos

    ResponderEliminar