Páginas vistas en total

5.12.15

Su primera vez




Isabel veía como pasaban los años, y cómo ningún hombre se acercaba para conocerla íntimamente. Soltera y entera se decía. Se sentía humillada y muy enfadada con el mundo. Un día de Setiembre llegó a sus manos un libro de magia negra. Le abrió sin orden, el capítulo trataba sobre invocaciones al diablo.

"Traza un círculo en el suelo enciende doce velas y disponlas sobre el círculo. Luego Invócame y pide el deseo y se te cumplirá "

Isabel ese día estaba bajo influjos lascivos, siguió punto por punto las instrucciones del libro y pidió un joven fogoso que la complaciera ocho veces esa noche.
Se metió en el círculo, desnuda y con toda la fuerza de su mente pidió su deseo.
Hubo un resplandor y contempló la aparición. Isabel lo miró horrorizada y corrió a la puerta. 
¡ Maldita costumbre la suya de encerrarse con llave todas las noches !

Buscó la llave en el bolso, en la mesita. La llave no aparecía. Se dirigió al salón creyó que pudiera estar encima de la mesa cercana donde había hecho el conjuro. En ese momento se enroscó en su cuello el primer tentáculo. Luchó por retirarlo pero el segundo atrapó su mano en el aire. 
Intentó gritar, buscó palpando algo con qué defenderse de esa masa que la atraía, que la tomaba por la cintura, por los muslos. Isabel pudo ver por primera vez, muy de cerca sus ojos enormes. Cada vez oponía menos, cada vez estaba más agotada se sentía volteada, acomodada. Por su mente pasó que pudiera ser devorada por el gigantesco pulpo
Se desmayó. 
Al abrir los ojos se hallaba cuidadosamente tendida en su cama. Uno de los tentáculos, ligero, suave le acariciaba las piernas, las mejillas. Otro jugaba con su pelo.

Isabel comprendió entonces.  Se relajó y sonrió.

4 comentarios:

  1. Hoa amiguco!
    Entro a felicitarte la Navidad y desearte lo mejor .No ahora si no siempre .
    Seamos Navidad desde un corazón genesoro
    Besucos con bolitas blancas como la luna.Sé feliz!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. muchísimas felicidades mi querida Gó :-)

      Eliminar
  2. Vaya!...habrá que ver si el libro maldito hizo trampas o si ella pronunció mal su deseo jeje...ocho fueron, pero veces, sino tentáculos jeje

    ResponderEliminar
  3. en determinados casos el cómo no es imprescindible

    ResponderEliminar