Páginas vistas en total

18.1.13

Sueñas y sonríes cada día ?

" Primavera " Dibujo a tinta china 18-1-2013



Todo me parecía espeso, el aire era pesado, me crucé con unas chicas rumanas que se hacían pasar por sordomudas. Más gente sin rostro, mascotas arrastrando a sus dueños.
Vi el bar, pase a tomar un café. 
" su tabaco, gracias" cantó la máquina a una joven que palpaba el contenido de lo que acababa de comprar
Me senté en un taburete alto, de piel roja. La chica del tabaco vestía vaqueros y una chaqueta azul marino. debajo un jersey rojo de cuello vuelto. Tenía el pelo como tú algo revuelto, y sus ojos los ocultaba tras unas gafas de sol.
Por otro lado del bar sonó un ¡ PREMIO ! y una musiquilla adictiva que invitaba a seguir metiendo monedas en el vientre de la bestia mecánica.
La misma chica que había comprado el tabaco, se acercó a la barra para que la cambiaran el importe de lo ganado en monedas por un par de billetes de 50 euros

Entonces fue cuando me di cuenta que era ciega.

Me percibió y regaló una sonrisa de caramelo de violetas.
Entra un joven la chica le percibe y le llama por su nombre. El camarero ya había 
preparado su sus billetes . El joven que entró, la besa la mejilla, La chica comenta
Dijiste a mamá que la compré el jersey que quería?
Charlan un  buen rato, luego el chico se marcha.
Pido al camarero un helado de fresa, la chica ciega dirigiéndose a mi me dice: prueba
los helados de pomelos son los mejores.
La invito a otro helado de pomelo, charlamos como si nos conociéramos de siempre.
Me voy, la digo.
Me mira y me dice ¿Y a dónde quieres llegar ?. Paseamos, ella se coge de mi brazo
y comienza a contarme un sueño. Un sueño de su isla secreta, un pedazo de tierra
rodeado de palmeras, donde cenar descalza pisando la arena con muchas velas
encendidas por el suelo

Me cuenta que quiere dormir sobre el mar, dentro de una cabaña con el suelo de cristal
y que alguien la cuente de los peces de colores, y arrecifes de coral.
Nunca ha visto los colores, pero me dice que quiere pintar el aire de entre las palmeras
y bañarse desnuda en un mar de color turquesa.
luego sonrió y me dice: Tú sueñas y sonríes también todos los días ?










4 comentarios:

  1. Que ternura, que delicia de relato Javier!!

    ResponderEliminar
  2. http://www.youtube.com/watch?v=xcSF3xPwE74

    ResponderEliminar
  3. Así deberia ser cada día de nuestros días. Precioso dibujo el que hoy pintó tus manos, el que vemos y el que leemos.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Bello relato y la imagen...me encanta!
    =)

    ResponderEliminar