Páginas vistas en total

20.12.12

Las Walkirias y el fin del mundo (21-XII-2012)





"The Valkyrie's Vigil" (La vigilia de la walquiria), por el pintor prerrafaelista Edward Robert Hughes




" El Crepúsculo de los dioses "

La maga Gullveig, la hacedora de oro, es quien ha echado el primer fermento de discordia en el mundo, que una vez rechazados los gigantes a los hielos del Este, gozaba de relativa tranquilidad. Los dioses y los humanos vivían en relativa tranquilidad, y en la abundancia. Pero los dioses sintieron demasiado interés por Gullveig; quisieron de los montones de oro, y para que les dijera su secreto, torturaron a Gullveig.

Así fue, con su muerte como comenzó la primera gran guerra. Desde entonces las Walkyrias, con su bello plumaje de cisne y el yelmo dorado, recorrían el universo volando de un combate a otro.
Eran las portadoras de  la inmortalidad de los bravos guerreros, que cuando las veían a su lado, hombro con hombro luchando, sabían de su propia muerte en batalla con todos los honores, y por ende el bien merecido lugar en el campamento de los elegidos, en Walhalla por toda la eternidad.
Los signos de la catástrofe se multiplican, un gran lobo persigue al sol, manteniéndole presa entre sus fauces.


El cielo quedo gris, y frío como el invierno, lleno de nieve y torbellinos venidos de los 4 puntos cardinales
En la tierra todo vacila, ya no hay nada sagrado, el crimen, el adulterio, el incesto señorea el universo.
Entre los dioses canta el gallo de cresta de oro, el del color rojo, para  llamar a los héroes al combate.
Bajo tierra canta otro gallo azul de cresta de plata.
Desde los infiernos aulla Garm el lobo que hace helar la sangre a quien le escucha
Los viejos robles, los hayedos y los abetos tiemblan ante el gigante Heimdall , el vigía, que toca el cuerno ensordecedor
Las montañas se abres y desde su vientre los enanos que tenían en ella su morada yerran desesperados.
Los combatientes se reunen y se dirigen al campo de batalla.
Desde el oeste, se acerca una nave cargada de fantasmas, el gigante Hrym lleva el timón, el barco es arrastrado por la oleada gigante que produce la gran serpiente Midgard. El monstruo, descompuesto agita su cola que golpea y avanza con impulso furioso.
Desde el norte llega la nave de Loki, le acompaña el lobo Fenrir, echando fuego por las narices y los ojos, de sus fauces abiertas chorrea sangre
Del sur "El calor ardiente", el jefe de los gigantes del fuego capitanea. A su paso, el suelo se agrieta y surgen campos de fuego que todo lo arrasa, los hombres se ahogan en su fuego, y las rocas estallan.
El campo de batalla esta muy cerca de Walhalla y mide mas de mil leguas por cada uno de sus cuatro costados
Suenan trompetas, el cielo se cubre de grises nubarrones, aparece el rayo y Thor golpea con furia su martillo contra el sol que tiembla.

El combate comienza
Los dioses y los gigantes se degüellan.
Odín vuela a la cabeza de sus guerreros que salen de Walhalla. Las walkyrias esplendorosas sobre sus caballos le rodean como enjambre alado
Fenrir, con sus grandes fauces engulle de un solo golpe al señor de los dioses. Odín, es la primera víctima de la carnicería
Vidar, el hijo de Odín se venga por la muerte de su padre, vuela a la cabeza del guerrero, pone el pie sobre su mandíbula inferior y clava su espada, hasta que ésta queda a su vez clavada en el suelo, con su mano derecha levanta su mandíbula superior, y con otra espada larga la introduce por su boca hasta que el corazón es extraído del cuerpo moribundo de Fenrir
Freyr, el dios de luz resplandeciente, es muerto por Surt , el gigante de fuego.
Thor vuelve a encontrar a su vieja enemiga la serpiente Midgard, que se acerca a él escupiendo tanto veneno que el aire y el mar quedan apestados. De un terrible martillazo Thor aplasta la cabeza al monstruo, que cae agonizante; pero el dios ha respirado tanto veneno que, le abandonan las fuerzas, quiere alejarse pero al noveno paso, cae, expirando en el suelo.
Así  mueren los grandes dioses, en una tormenta inaudita, entre un desencadenamiento de tempestades y cataclismos.
Con ellos mueren los hombres, pues la tierra se ha vuelto inhabitable. Toda vida se hace imposible en ella.
Incendios, temblores de tierra y grandes olas barren la especie humana de la superficie de la tierra. No queda mas que la roca desnuda.
Ya, las estrellas se desprenden de la bóveda celeste, y caen al abismo negro.
El sol ha desaparecido. Pronto se ha de hundir entre las olas, no queda nada

...
Pero de la Nada surge enseguida un mundo
¡ Mirad, dice la vidente, la tierra por segunda vez emerge de las aguas verdeantes y frescas., la espuma blanquea las cascadas!.
El crepúsculo de los dioses, no es más que un episodio al que debe suceder otro. A la decadencia sucede la regeneración. El águila, el cisne se cierne en las alturas y se alimenta de peces entre las rocas
Los campos dan cosecha sin haber recibido alimento ni simientes. Los pájaros giran por el aire, los peces juegan en el agua. 

Es un nuevo mundo, va a empezar de nuevo LA VIDA

1 comentario:

  1. Me gustan los mitos nordicos, tanto como los griegos. Habia que tener mucha fuerza de animo para sobrellevar la idea de un futuro tan sombrio.
    Que bella la walkiria.

    ResponderEliminar