Páginas vistas en total

8.4.11

Vientos de Ballybla

.



Ballybla existe, es un pequeño poblado a 50 km al sur de Dublin,
 a orillas del mar, solitario, fuera de las carreteras habituales


Amelie me contó cómo su abuela había trabajado en ese caserío cuando era joven y donde siempre se sintió querida


 Ballybla es la tierra de los ranadrilos, cruce de rana y cocodrilo.
 Todos los habitantes de la aldea de Ballybla los respetan
Jamás ninguno se atrevería a perturbarlos
Los Ranadrilos entran a la aldea,
comen hasta la saciedad del grano de los almacenes,
entran en las oficinas, en el ayuntamiento o la escuela, y roen legajos, actas y libros
Cuando llegan los vientos Aliseos,
algunos aldeanos enloquecen y es cuando arremeten
ciegamente contra los ranadrilos
hasta matar sin escrúpulo a alguno de ellos,
incapaces de defenderse
Fiel a su destino, el asesino del  ranadrilos huye a lo más oscuro de la cueva sagrada 
muriendo de soledad y tristeza
Y es ahora
cuando inexorablemente
se reencarnará en un ranadrilo


Os dejo una bella canción irlandesa, y un deseo: Si os encontráis un ranadrilo, respetarlo, puede ser tu mejor amigo
.

6 comentarios:

  1. Cuando la locura ciega la mente, aparece la bestia que todos llevamos dentro
    Penar en otro cuerpo , en otro ser de aspecto bestial, es tan solo una penitencia metafórica
    PD.. Prometo no comer más ancas de ranas en honor a mi amiga gaby, y de paso no convertirme en ranadrilo

    ResponderEliminar
  2. ainsss sí, yo en Escocia tb oí una historia parecida, era sobre unos oveCillos, un cruce entre oveja y frailecillo de las islas Orcadas... no te rías!! y no, no fue después de ir a la destilería, jajajajajajajaja
    Beso-t on the rocks

    ResponderEliminar
  3. Lo tendré en cuenta, y me haré amiga de todos los ranadrilos, que encuentre en mi camino.

    La canción preciosa, no sé nada de ingles o irlandes, soy un desastre para las lenguas, pero su deje melancólico, me ha removido mi sueño de Irlanda, con tú permiso me la llevo al facebook.

    Un petó, y gracias por ser y estar.

    ResponderEliminar
  4. Bueno, gracias por presentarmelo, yo nunca he comigo ancas de rana menos ccreo lo haria de ranadrilo, mas aun sabiendo que pueden ser los muslos de un reencarnado y loco amigo!!!
    un beso Javiblue, ten un precioso fin de semana!!
    Anny

    ResponderEliminar
  5. No conocía yo a estos bichejos... como verás, yo seguro que los respeto, ni me acercaré.
    Bonita canción

    Besos

    ResponderEliminar
  6. Ufff! Respiro tranquila mi querido Javi, es que ya sabes... me conmueve ver a Coquito e imaginar que alguien podría comérselo. Ya hablaré de él pronto, pues, yo creo que algún día se convertirá en... noooooo, en ranadrilo no! En príncipe!!! jaja! y me pegará un lengüetazo mayúsculo como le da a las mosquitas que le doy de comer todos los días :-) (que no sé que es más complicado, si que te saqueen los ranadrilos los sacos de grano de los almacenes o pasar cazando bichitos para llevarle todos los días -es que está mal acostumbrado y en vez de ir él por su alimento, prefiere que le haga de delivery.
    Yo creo que la fauna da ahora viene extraña.
    Besitos de rana (estos no vuelan, solo saltan)
    Gaby*

    ResponderEliminar